Caso de buenas prácticas en la gestión de equipos auxiliares en industria:
Caso de buenas prácticas en la gestión de equipos auxiliares en industria:

Caso de buenas prácticas en la gestión de equipos auxiliares en industria:

A continuación, exponemos un caso real en la gestión de los equipos de aire comprimido en baja presión llevado a cabo en una instalación industrial, gracias a la visibilidad de su comportamiento e información de sus consumos ofrecida por cost-TEM a las pocas semanas de su implantación.

Punto de partida (Gráfico 1):

Vemos que el comportamiento de los compresores es irregular, atendiendo a la demanda de aire comprimido de la instalación.

Beneficios de la implantación de cost-TEM (Gráfico 2):

Transcurridas 4 semanas desde que se dispone de información de los consumos de los compresores y visualización de su perfil de funcionamiento, se toman las primeras medidas para optimizar su funcionamiento:

  • Se trabaja sobre los sistemas de control bajando la consigna de presión cerca de un 10%, tras comprobar que se mantiene su correcto funcionamiento.
  • Se realiza estudio de detección y cuantificación de consumos y costes asociados a fugas en compresores.
  • Se prima la utilización de los compresores más eficientes modificando su secuencia de uso de tal forma que:
    • Se decide sustituir el principal compresor que da servicio a la producción, al ser este más eficiente que el que se usaba en un principio.
    • Se habilitan un 2º y 3er compresor con capacidad de modulación para cubrir las necesidades de producción de la planta en sus diferentes niveles de carga.
    • El 4º compresor se deja fuera de servicio, dado que se ha demostrado que para las necesidades actuales de producción, no es precisa su utilización.

 

Conclusiones (Gráfico 3):

Las medidas tomadas han permitido reducir el indicador m3/kWh aproximadamente un 20%, con la consiguiente reducción de consumos y ahorro de costes energéticos, sobre unos equipos auxiliares cuyo peso en el consumo del total de la planta supera el 11,20%.

La implantación de cost-TEM permite visualizar el comportamiento de los equipos y sistemas de planta y disponer de información detallada de costes y consumos energéticos, en pocas semanas se pueden comenzar a tomar medidas orientadas a optimizar el funcionamiento de equipos y sistemas de cualquier instalación y de esta manera, reducir su consumo energético con el consiguiente ahorro de costes.